Llámenos hoy mismo

(713) 552-1117

Accidente en una Refinería - Abogado de Lesiones Personales en Houston

Desastres de Lone Star: Texas lidera accidentes en plantas químicas y refinerías

27 de noviembre de 2023 | Accidente Industrial, Accidente Laboral

Última actualización del artículo

En el corazón de los Estados Unidos se encuentra el Estado de la Estrella Solitaria, una potencia que lidera la mayoría de los sectores de la economía. A pesar de su innegable progreso, Texas se ha ganado un título no deseado: liderar la nación en accidentes de plantas químicas y refinerías. Una tendencia tan alarmante que se requiere una oleada de acciones para preparar la industria para el futuro. Walker Texas Lawyer, un abogado de renombre en explosiones de plantas y accidentes de refinerías, busca destacar estos problemas cruciales e impulsar mejores protocolos de seguridad para proteger tanto a las personas como al medio ambiente.

Texas es el hogar de la mayor cantidad de accidentes químicos desde 2021

Desde principios de 2021, Texas ha sido testigo de la asombrosa cifra de 79 incidentes químicos. Esta cifra abarca una variedad de peligros, incluyendo fugas, derrames e incendios, y las explosiones particularmente peligrosas de plantas químicas y refinerías. Para tener una idea de la escala, compare la tasa de incidentes químicos de Texas con la de otros estados. La segunda mayor cantidad de incidentes ocurrió en California, que reportó 49 eventos peligrosos. Por su parte, Luisiana, otro estado con una presencia considerable de industrias químicas y de combustibles fósiles, registró 39 incidentes en el mismo periodo.

Estas amenazas químicas suelen ocurrir en toda la cadena de valor de las industrias químicas y de combustibles fósiles. En el centro de estos sectores, Texas alberga una amplia gama de subsectores que generan miles de millones de dólares cada año. Si bien son inmensamente rentables, estas industrias a menudo ponen en riesgo a los trabajadores, lo que pone de manifiesto un preocupante desprecio por la seguridad en favor de la producción.

Riesgos clave en los subsectores:

Extracción de petróleo y gas: El proceso de extracción tiende a estar plagado de peligros. Amenazas como fugas de gas y explosiones, que presentan un riesgo sustancial para los trabajadores y el medio ambiente circundante.

Producción de combustibles, plásticos, pesticidas, fertilizantes y productos petroquímicos: Las plantas de producción a menudo albergan grandes cantidades de productos químicos volátiles. Cualquier percance en el manejo de estas sustancias o falla en el equipo podría conducir a un evento desastroso.

Almacenamiento y distribución de productos químicos volátiles: El transporte de estos productos químicos, ya sea por carretera o ferrocarril, es otra empresa arriesgada. Las pérdidas en tránsito pueden ocurrir debido a accidentes o manejo inadecuado, lo que lleva a derrames de productos químicos.

Eliminación y reciclaje de productos petroquímicos: La manipulación de productos de desecho, como plásticos, pintura y neumáticos, también plantea riesgos significativos. Pueden ocurrir incidentes durante el proceso de reciclaje o la eliminación de estos artículos.

Recientemente, un incidente en Shepherd, Texas, demostró el riesgo inherente en estos sectores. La explosión de una planta química en esta pequeña ciudad, ubicada al norte de Houston, causó daños a un trabajador. Además, instigó a las autoridades locales a hacer cumplir una orden de refugio en el lugar en todo el condado. Los residentes del condado de San Jacinto se vieron obligados a refugiarse casi todo el día. Esto intensifica el debate en curso sobre las medidas de seguridad dentro de estas lucrativas, pero peligrosas, industrias.

Los costes humanos y sociales de los accidentes químicos desde 2021

Los sectores del petróleo, el gas y la petroquímica son una parte vital de la economía estadounidense y, sin embargo, su papel en la seguridad humana, o la falta de él, es desconcertante. Desde 2021, la nación se enfrentó a una serie de incidentes catastróficos. Más de 95 accidentes ocurrieron dentro de la industria del petróleo y el gas, mientras que el sector de fabricación de plásticos y petroquímicos fue testigo de la asombrosa cantidad de 340 percances.

Las repercusiones de estos accidentes en el bienestar de los trabajadores y las comunidades circundantes son evidentes e impactantes. Las estadísticas inquietantes subrayan la gravedad del problema:

  • Trágicamente, el número de personas que murieron como resultado de incidentes químicos peligrosos ascendió a 43. Esto marca un costo humano significativo y devastador.
  • Más de 150 de estos incidentes resultaron en daños adicionales, que se manifestaron como lesiones que condujeron a la hospitalización o síntomas agudos después de la exposición a sustancias químicas mortales.
  • De acuerdo con la grave amenaza que representan estos accidentes, se aconsejó o ordenó a 191 comunidades que evacuaran como medida de seguridad.
  • Como indicio de la persistencia del riesgo, se instruyó a 101 comunidades para que permanecieran en sus puestos, a menudo durante períodos prolongados. Este es un recordatorio sorprendente del peligro persistente que se cierne en las cercanías de estas industrias.

En general, estas cifras alarmantes pintan un panorama de industrias que necesitan revisiones de seguridad urgentes para evitar más pérdidas y daños a vidas humanas y comunidades.

Causas De Los Accidentes De Refinería

Los accidentes industriales en Texas son un problema multifacético con una miríada de desencadenantes que a menudo se entrelazan, que van desde problemas fundamentales como fallas de diseño y fallas en los equipos hasta errores humanos e insuficiencias regulatorias sistémicas.

Falla del equipo

Uno de los principales factores que contribuyen a estos accidentes es la falla del equipo. Las plantas químicas y las refinerías contienen sistemas complejos e integrados de maquinaria y equipos, incluidas tuberías, recipientes a presión y sistemas de control. Con el tiempo, el desgaste regular, junto con las condiciones de funcionamiento extremas, pueden provocar el mal funcionamiento o la rotura de este equipo. Las fallas catastróficas a menudo pueden causar incendios, explosiones, fugas de materiales peligrosos u otros incidentes graves, particularmente cuando el equipo en cuestión alberga o transporta sustancias volátiles.

Errores operativos

Los errores de funcionamiento también pueden provocar accidentes graves. El error humano sigue siendo un factor importante en los accidentes industriales, ya que los trabajadores suelen ser responsables de manipular sustancias peligrosas o de controlar la maquinaria y los sistemas que funcionan a alta presión. Los juicios erróneos, las distracciones, la falta de capacitación o los errores simples pueden provocar incidentes que ponen en riesgo tanto a los trabajadores como a las comunidades cercanas.

Prácticas de seguridad insuficientes

Las deficiencias en las prácticas de gestión de la seguridad dentro de la industria química y de refinación no hacen más que agravar estos riesgos. Por ejemplo, las técnicas inadecuadas de identificación de peligros y evaluación de riesgos pueden hacer que los problemas potenciales pasen desapercibidos hasta que sea demasiado tarde para prevenir un accidente. Además de esto, las malas prácticas de mantenimiento pueden exacerbar el deterioro del equipo, lo que aumenta el riesgo de fallas.

Entorno normativo

El entorno regulatorio favorable a la industria de Texas es otra preocupación importante. Las regulaciones estatales a menudo son criticadas por ser laxas, lo que permite a las industrias eludir las medidas de seguridad en favor de prácticas de ahorro de costos. Esta indulgencia a menudo conduce a protocolos de seguridad deficientes, vulnerabilidad a fallas en los equipos y capacitación inadecuada para manejar situaciones potencialmente peligrosas, todo lo cual aumenta la probabilidad de accidentes.

Economía

Geográficamente, Texas alberga una alta densidad de plantas químicas y refinerías dentro de su territorio, lo que aumenta significativamente la probabilidad de tales accidentes. Además, las políticas económicas del estado centradas en el crecimiento invitan a las empresas a establecer más plantas, lo que aumenta aún más los riesgos asociados con tal concentración de fuentes potenciales de peligro.

En conclusión, los accidentes químicos y de refinería en Texas surgen de una compleja interacción de fallas en los equipos, errores humanos, deficiencias regulatorias sistémicas y concentración geográfica de industrias peligrosas. Para mitigar eficazmente estos desastres, se requiere una comprensión integral y un enfoque integrado de cada uno de estos factores de riesgo. Necesitamos abarcar una combinación de soluciones técnicas, gerenciales y orientadas a políticas.

Un llamado para que se fortalezcan las regulaciones

La Agencia de Protección Ambiental (EPA, por sus siglas en inglés) está trabajando actualmente en la finalización de las modificaciones propuestas a las regulaciones relacionadas con las instalaciones que manejan productos químicos peligrosos. Se centran en la preparación para emergencias y las consideraciones para el cambio climático. Curiosamente, la agencia identificó que aproximadamente el 31% de estos sitios se encuentran en zonas que conllevan un riesgo elevado de peligros naturales, como inundaciones, incendios forestales, marejadas ciclónicas y aumentos del nivel del mar.

Sin embargo, los cambios propuestos se han encontrado con resistencia, principalmente por parte de asociaciones industriales como la Cámara de Comercio de Estados Unidos y el Instituto Americano del Petróleo, que han expresado su oposición como se esperaba.

Este mensaje se ha reiterado antes, y vale la pena reforzarlo: se necesitan urgentemente regulaciones más estrictas para las instalaciones químicas de EE. UU. Alrededor de 200 millones de residentes viven cerca de estas plantas. Además, una parte significativa de estas personas provienen de comunidades desfavorecidas. Los riesgos potenciales que plantean estas instalaciones requieren un marco más completo de normas para garantizar la seguridad y la protección de estas comunidades vecinas.

¿Lesionado en un accidente en una refinería o planta química?  Llame a Walker hoy para una consulta gratuita.

En resumen, Lone Star Disasters arroja una luz sorprendente sobre la alta tasa de accidentes químicos y de refinería en el estado de Texas. Con las industrias prosperando y expandiéndose continuamente, estos incidentes tienen un gran costo para las vidas humanas, las comunidades locales y el medio ambiente. Las deficiencias de seguridad y los diversos factores de riesgo que afectan persistentemente a las instalaciones en Texas. Ha llegado el momento de pedir una acción inmediata y decisiva. Para proteger a las comunidades de los efectos perjudiciales de estos accidentes y hacer que las partes responsables rindan cuentas, es imperativo movilizar todos los recursos disponibles, como la asistencia jurídica.

Walker Texas Lawyer tiene un profundo compromiso con las personas afectadas por accidentes en plantas químicas y refinerías. Él entiende que estos desastres no solo resultan en lesiones físicas, sino que también pueden causar dificultades financieras, trauma emocional y daños ambientales irreversibles. Como abogado líder en accidentes de refinerías, está familiarizado con las complejidades y las consecuencias devastadoras de estos incidentes. Está bien equipado para ayudar a las víctimas a navegar por sus reclamos y luchar por sus derechos legales.

Si usted o un ser querido ha resultado lesionado, llame a Walker Texas Lawyer hoy para una consulta gratuita. Él responderá a sus preguntas, le explicará sus derechos y le proporcionará la información que necesita para decidir qué es lo mejor para usted y su familia.

PÓNGASE EN CONTACTO CON EL ABOGADO DE LESIONES PERSONALES DE HOUSTON, WALKER TEXAS ABOGADO PARA OBTENER AYUDA

Para obtener más información, póngase en contacto con la firma de abogados de accidentes de Houston Walker Texas Lawyer llamando al (713) 552-1117.

Walker Texas Lawyer
3100 Timmons Ln Suite #401
Houston, TX 77027

Walker Texas Lawyer - Pasadena
4008 Vista Rd Suite #202B
Pasadena, TX 77504

LLAMAR A

(713) 552-1117

PARA UNA CONSULTA GRATUITA

Recursos FAQ

Síguenos

Nuestras oficinas

Houston

Walker Texas Lawyer - (Oficina principal)

3100 Timmons Ln Suite 401
Houston, Tx 77027

Cómo llegar

Llame al: (713) 552-1117

Houston - Ubicación de Montrose

Walker Texas Abogado - (Montrose Location)

2238 Richmond Avenue
Houston, Tx 77098

Cómo llegar

Llame al: (713) 280-7985

Pasadena

Walker Texas Lawyer - (Oficina de Pasadena)

4008 Vista Rd Suite 202A
Pasadena, TX 77504

Cómo llegar

Llame al: (281) 545-5158

Ciudad de Texas

Walker Texas Lawyer Arena

9300 Emmett F. Lowry Expressway
Ciudad de Texas, Tx 77591

Cómo llegar

Llame al: (713) 331-6848

OBTENGA UNA EVALUACIÓN GRATUITA DE SU CASO

 

Áreas de servicio

Walker Texas Lawyer se encuentra en Houston, justo al lado de la autopista suroeste, cerca de la esquina de Edloe St y West Alabama St. Servimos a clientes en todo Texas. ¿Lastimado en un coche, motocicleta, costa afuera, o accidente industrial? Podemos ayudarle a obtener la compensación que se merece. Las siguientes son algunas de las áreas que servimos:

  • Condado de Jefferson, TX
  • Katy, TX
  • Lake Jackson, TX
  • League City, TX
  • Missouri City, TX
  • Condado de Montgomery, TX
  • Pasadena, TX
  • Pearland, TX
  • Richmond, TX
  • Santa Fe, TX
  • Seabrook, TX
  • Splendora, TX
  • Spring , TX
  • Sugar Land, TX
  • Ciudad de Texas, TX
  • Tomball, TX
  • Los Bosques, Tx

Acerca de Walker Texas Lawyer

James Walker - Abogado Walker Texas James Walker es un abogado de lesiones personales en Houston, Texas. Tiene más de 40 años de experiencia legal y ha ayudado a más de 25.000 clientes. Esto significa que ha demostrado su amplio conocimiento de los procedimientos legales. Él sabe cómo manejar las compañías de seguros. Si las compañías de seguros se niegan a darle un trato justo, que llevará a las compañías de seguros a los tribunales. Conoce la ley por dentro y por fuera. Sabe lo que hace.

Walker intentará resolver su caso sin acudir a los tribunales. Pero si eso no funciona, él está listo y preparado para llevar su caso ante un juez. Es el abogado de lesiones personales de Houston por una razón; luchará por usted, buscará la máxima compensación en su nombre y se asegurará de que obtenga lo que se merece después de un accidente.